Tratamos de mantener la calma. Contenemos la respiraciA?n, inmA?viles, debajo de una carpa en un cafA� en Roma, esperando a que explote un huracA?n. A�Abel Ferrara vendrA? para hablarnos deA�su prA?xima pelA�cula:A�A�Pasolini.

El sol brilla alto, la Isla Tiberina de Roma es un oasis y el TA�ber hace lo posible por refrescar A�en un dA�a bochornoso. Abel Ferrara llegA? hace algunos minutos, pero parece no vernos. EstA? inquieto. GruA�e un saludo, se enoja e inspecciona el lugar. Se sienta y bota al piso una maleta. Barre las botellas vacA�as de la mesita del bar, evitando cualquier tipo de contacto. Parece un mastA�n napolitano. Uno de esos encargados de vigilar villas, implacables en su misiA?n: defender el territorio, proteger al dueA�o. Ferrara, en este momento, estA? cuidando de algo muy valioso: su pelA�cula. Pasolini (2014), seleccionada en la pasada ediciA?n del 71 Festival de Venecia, es un proyecto en el cual el director estadounidense ha gastado todo tipo de energA�a.

Ha conquistado y entrevistado amigos y parientes, ha visto la filmografA�a completa y leA�do cualquier cosa realizada por Pier Paolo Pasolini. Por esos dA�as estaba terminando la ediciA?n. Me siento en frente suyo como si me acercara a un doberman. Le muestro la revista. A�l la revisa. Le explico que es para jA?venes que tienen ganas de hacer cine. Ferrara navega las pA?ginas. a�?AsA� que terminarA� aquA� adentroa�?, dice. Hay un silencio. “Okay.a�? Media hora despuA�s, la entrevista termina con un abrazo y una consapevolezza. Ferrara realmente estaba protegiendo algo valioso.

QuizA? te interese:A�FESTIVAL DE CINE DE VENECIA CALIENTA MOTORES

El A?ltimo dA�a de Pasolini

Empecemos por tu pelA�cula: A?Por quA� Pasolini?

Lo que me mueve, desde siempre, es el deseo de expresarme. Hago pelA�culas para seguir una visiA?n. Pasolini me interesa como periodista, poeta, escritor, artista y revolucionario. A�l tenA�a una personalidad compleja. TratA� de estudiarla hasta al fondo y honestamente nunca me detendrA�a.

A?Por quA� el filme cuenta sA?lo el A?ltimo dA�a de la vida de este personaje?

Sobre Pasolini se podrA�an hacer un billA?n de pelA�culas. Yo elegA� concentrarme sA?lo en un dA�a. Me importa un culo lo que piensen los que tratan esta historia como si fuera una investigaciA?n. A�Es una pelA�cula y no me interesa decir quiA�n lo matA? ni cA?mo lo hizo. Yo hago una tragedia acerca de lo que perdimos cuando A�l se muriA?.

En Italia el recuerdo de Pasolini todavA�a estA? muy vivo.

No es verdad. Todos aquA� dicen que lo conocieron. La gente se llena la boca con sus citas. Pero realmente tengo la impresiA?n A�de que el valor de su trabajo se reconoce mucho mA?s fuera de Italia.

Pasolini de Abel Ferrara

Pasolini de Abel Ferrara

Una pelA�cula de italianos hecha por estadounidenses

En todo caso los italianos sospecharA?n de una pelA�cula a�?americanaa�?. A�A?QuA� esperas de las crA�ticas?

No me importan. Las expectativas que me interesan y que no quiero traicionar son las mA�as. Para mA� A�es suficiente una sala de cine con un techo encima, en la cual pueda mostrarle mi pelA�cula a los espectadores. Me parece presuntuoso esperar cualquier otra cosa.

Para el rol de Pasolini no has elegido a un actor italiano, sino a Willem Dafoe. A?Por quA�?

Antes que todo porque yo soy americano y no hablo italiano. En segundo lugar, para mA� Pasolini no es italiano. Me explico mejor: estoy haciendo una pelA�cula sobre un hombre que es esencialmente un poeta. Incluso cuando hace sus entrevistas A�l es un poeta y no un periodista. En ese sentido, no es posible hacer una pelA�cula sobre la poesA�a sin encontrar un idioma propio, A�ntimo y personal, para contarla. Pasolini era un tesoro universal y su trabajo es global. MA?s que eso: intergalA?ctico. Para representarlo necesitaba tener conmigo al actor con el que tuviera mayor afinidad y elegA� muy bien. Willem es perfecto en la pelA�cula.

Un proceso creativo agotador
Pasolini de Abel Ferrara

Foto: Francesca Fago

A?El proceso creativo es algo doloroso para ustedes?

Todo se convierte en algo fatigoso cuando estA?s trabajando con las emociones. Es un desarrollo doloroso y complejo. Es un poco como buscar relajarse en un rA�o tratando de ir tercamente contra la corriente.

A?Y cA?mo te sientes ahora que estA?s terminando ese proceso?

El A?ltimo dA�a de rodaje es definitivamente el dA�a mA?s feliz. Pero no dura nada. EstA?s exaltado por 24 horas y despuA�s tienes que re-empezar todo el proceso en la fase de ediciA?n. La euforia persiste por dos dA�as. DespuA�s editas, terminas la pelA�cula, la muestras a los espectadores y A�por un tiempo sigues feliz. Luego todo eso se vuelve invisible por los siguientes meses.

Una vez terminada la pelA�cula, A?a quiA�n se la muestras primero?

No tengo una sola persona de confianza, sA?lo tengo a mi grupo. EstA? mi asistente, Jacopo, el editor, el fotA?grafo y el guionista que trabajA? conmigo en A�Pasolini y en Napoli Napoli Napoli (2010). Ellos me regalan su retroalimentaciA?n. Son el mismo equipo desde que hicimos Go Go Tales (2007). Trabajo siempre con ellos, tambiA�n en Italia. Es fundamental tener a las personas adecuadas alrededor cuando uno hace una pelA�cula.

TambiA�n has trabajado para televisiA?n. A?Lo harA�as de nuevo?

A?QuA� hice? A�A?Miami ViceA�(1984)? A?Te parece buena esa mierda? De pronto le gustA? a los niA�os de nueve aA�os que vivA�an pegados al televisor. Cuando yo grabo algo no me interesa si es para cine o para televisiA?n, porque el proceso es igual: la cA?mara, los actores, las historias. Lo que es distinto es el manejo del tiempo, la posibilidad de contar una historia mA?s o menos larga. Por ejemplo Welcome to New York (2014), mi A?ltima pelA�cula, duraba dos horas. Era demasiado larga. Espero queA�PasoliniA�quede cerca de los 90 minutos.

Crisis de la industria o revoluciA?n digital
Abel Ferrara en entrevista sobre Pasolini

Foto: Francesca Fago

Hace aA�os vives y trabajas en Italia. A�A?Puedes sentir la decadencia del paA�s?

A?CuA?l decadencia? A?EconA?mica? A?Cultural? A?PolA�tica? Yo amo este paA�s y en los A?ltimos cinco aA�os Italia se convirtiA? en mi casa. No veo ninguna decadencia. MA?s bien siento un cierto dinamismo. Me comprometo a gastar mis energA�as en cada cosa que hago aquA�. El film business es un desastre en casi todas partes, no solamente en Italia.

Estamos en el plena revoluciA?n digital, todo estA? cambiando. La manera en la que se graban, venden y se ven las pelA�culas es distinta ahora. A�Pero cuando el juego se pone difA�cil, como se dice en mi paA�s, los duros empiezan a jugar.

SA�, pero la crisis estA? y es durA�sima.

Haya crisis o no, si hoy quieres hacer una pelA�cula ya no tienes excusas. Tienes el celular y un puto computador. A�Nadie puede pararte. Si te dicen: a�?Hay crisis mundiala�?, A�no tienes por quA� escuchar. Mejor dicho, no tienes que utilizar la palabra “crisis” por nada del mundo. A�Eso se lo inventaron en Wall Street para joder a la gente.A�

Intenta imaginarte en Italia ahora mismo, pero con veinte aA�os. A?TodavA�a pensarA�as lo mismo?

Claro que sA�, mi querida. SerA�a idA�ntico a como soy hoy. Yo me siento como un joven de 18, de pronto uno de 19. HarA�a las mismas cosas, buscarA�a las mismas historias, trabajarA�a con los mismos actores, tendrA�a las mismas dificultades para buscar financiaciA?n y no escucharA�a esas malditas pendejadas sobre la crisis.

A?Te gustarA�a darle un aconsejo a quien quiere hacer cine hoy en Italia, o en cualquier otro lugar del planeta?

HA?ganlo, porque hasta que un director no hace una pelA�cula, no tiene la menor idea de quA� se trata. No se dejen desalentar, sigan adelante y no permitan que la gente ponga un muro entre lo que quieren hacer y sus ganas de hacerlo. A�A?Tienen una visiA?n, una historia, un sentimiento, una necesidad de comunicar? SA�ganla. Tomen su maldito celular y sigan sus ideas. Vincent Van Gogh vendiA? una sola puta pintura en su vida y no se desalentA?. AgradA�zcanle a Dios los que tienen un celular y YouTube, los que no viven en un paA�s bajo una dictadura. Los que estA?n en A�ciudades libres como Roma, ParA�s o BogotA?, viven en paA�ses donde su producciA?n artA�stica es admirada por personas de todo el mundo y el cine es la forma de arte mA?s preciosa que existe.

Fuente:A�Fabrique du Cinema

Editado por Daniela Reyes

QuizA? te interese:A�QUINCENA DE REALIZADORES CANNES 2017

 

THE END MAGAZINE