The End habló con Marcela Rincón González sobre El libro de Lilael primer largometraje animado colombiano producido por una mujer y protagonizado por un personaje femenino.

El próximo 28 de septiembre se estrenará en las pantallas de cine El Libro de Lila (2017),  una producción pionera en muchos sentidos: es el primer largometraje animado que se produce en Cali; es la primera película colombiana dirigida al público infantil que explora el género de fantasía; es el primer largometraje animado en Colombia dirigido por una mujer y protagonizado por un personaje femenino.

Esta animación cuenta la historia de Lila, una niña silvestre que hace parte de un libro infantil. Un día, de repente, aparece fuera de su mundo de papel, atrapada en una realidad a la que no pertenece. Es así como inicia una gran aventura, en la que ella descubrirá que solo Ramón, el  niño que años atrás solía leerla, podrá salvarla.

Pero no será una tarea fácil: Ramón ya no es el mismo de antes, ha crecido y no solamente ha dejado de leer, sino de creer en la fantasía. Por eso Lila y su nueva amiga Manuela tendrán que arreglárselas para convencerlo de emprender juntos un arriesgado viaje hacia El Olvido: un tenebroso lugar en el que ha caído el libro de Lila. Así, a lo largo de esta aventura por mundos mágicos, los niños descubrirán el verdadero valor de la amistad y el poder de la fantasía.

El libro de Lila, Marcela Rincón

El libro de Lila, dirigido por Marcela Rincón

“Hay que ser muy terco, persistente y apasionado para hacer cine animado en Colombia.” – Marcela Rincón

Ninguna animación se había inspirado antes en Cali, como lo hace El libro de Lila. Para ti ¿qué es Cali?
Cali es mi casa, es brisa, es verde, es montaña. Es el lugar donde crecí y le guardo un profundo cariño.

¿Qué libro recuerdas de tu niñez?
Mi libro favorito es La historia interminable (1979) de Michael Ende. El Principito (1943) fue otro de esos libros que me marcó profundamente, además de Zoro (1977) y Dalia y Zazir (1983),  del autor colombiano Jairo Aníbal Niño.

¿Para ti qué es el olvido?
Antes pensaba que el olvido era sinónimo de desatención. Creía que lo que se quería se guardaba y lo que no, simplemente se olvidaba. Pero desde que hice la película dejé de ver al olvido como algo distinto a un lugar, a ese desierto lúgubre e interminable donde va a parar todo lo que la gente no puede recordar.

El Señor del Olvido, El libro de Lila, Marcela Rincón

El Señor del Olvido, personaje de El libro de Lila

¿Por qué El libro de Lila podría considerarse una producción pionera en Colombia?
El Libro de Lila es una película pionera en muchos sentidos: es el primer largometraje animado que se produce en Cali; es la primera película dirigida al público infantil que explora el género de fantasía y es el primer largometraje animado en Colombia dirigido por una mujer.

¿Qué piensas de apostarle a la producción de un largometraje de animación en un país en el que no hay una industria cinematográfica consolidada?
En Colombia sigue siendo un gran desafío producir cine y mucho más cine animado. El libro de Lila contó con un gran apoyo gubernamental e institucional de Ibermedia, el Fondo para el Desarrollo Cinematográfico, el Ministerio de Cultura, la Orquesta Sinfónica Nacional, el Centro Ático de la Universidad Javeriana, Parquesoft, Mintic – Vivelab Cali, estímulos de la Secretaria de Cultura de Cali, La Fundación WWB, entre otras entidades.

Por eso hacer este tipo de proyectos significa un gran esfuerzo de parte de productores como nosotros. El sacrificio es muy grande y han habido muchas dificultades que hemos tenido que afrontar para poder sacar esta película adelante. Hay que ser muy terco, persistente y apasionado para hacer cine animado en Colombia.

¿Cómo fue la construcción del personaje de Lila a partir de una perspectiva de género?
Yo siempre soñé con mostrar una niña valiente, soñadora, sensible y muy sabia. Todas esas características las veo en los niños y por supuesto en la mujer, así que fue maravilloso tener la posibilidad de hacerlo con Lila. Creo que en el cine infantil y en la televisión hacen mucha falta este tipo de personajes. En una publicación alemana especializada en investigaciones sobre infancia, se afirma que el 78% de los contenidos animados dirigidos a los niños son protagonizados por personajes masculinos.

Lila, El libro de Lila, Marcela Rincón

Lila

¿Cómo fue el proceso del casting?
Fue un gran reto porque nuestros protagonistas son niños y nos lanzamos a buscar ese talento en nuestra ciudad.  Nuestro principal interés fue llegar a niños que realizaran alguna práctica artística, que tuvieran sensibilidad, talento y estuvieran familiarizados con procesos de creación. El criterio fue muy similar al que se usa para trabajar con los llamados “no actores” o “actores naturales”. Nos interesaba buscar aspectos de los personajes en la vida real de los actores, para así lograr interpretaciones mucho más orgánicas.

Después de entrevistar y hacerle casting a más de 380 niños, escogimos a nuestros tres personajes principales: María Sofía Montoya, que interpreta a LilaAntoine Philippart que hace la voz de Ramón y Estefanía Duque, que  le da vida al personaje de Manuela. Con los adultos fue más sencillo y tuvimos el privilegio de contar con el apoyo de grandes artistas nacionales como: Leonor González Mina, “la Negra Grande de Colombia”, para la voz de La Guardiana de la Memoria y de Jorge Herrera, un actor con mucha trayectoria, para la interpretación de El Señor del Olvido.

Quizá le interese: HERENCIA DE TIMBIQUÍ: UN RENACER DE LA CULTURA DEL PACÍFICO COLOMBIANO

Lila y La Guardiana de la Memoria, El libro de Lila, Marcela Rincón

Lila y La Guardiana de la Memoria

“Pero aquellos recuerdos que están tejidos con el hilo fino del amor, así duelan, hay que honrarlos por siempre” – La Guardiana de la Memoria

¿Por qué tener a Leonor González Mina como representante de la cultura del pacífico colombiano?
Leonor es una gran figura nacional. Hace parte de nuestra historia y habla de la memoria. Por eso era la persona ideal para interpretar el papel de La Guardiana. Su voz es profunda, cálida y tiene esa textura característica de la voz afro que estábamos buscando. En este personaje se fusionan elementos indígenas y negros del pacífico colombiano, pues nos parece importante hablar de esa mezcla que somos. Con ella pudimos darle ese carácter a nuestro personaje, además de que su maravillosa voz nos dio la posibilidad de incluir fragmentos cantados en sus diálogos.

¿Cómo fue el proceso para ilustrar las calles de San Antonio?
La película habla de una Cali de los años 90 y por eso queríamos mostrar la ciudad desde uno de sus barrios más tradicionales. Su arquitectura es hermosa y colorida. Siempre nos pareció ideal como escenario, así que tomamos muchas fotografías de referencia. Quisimos dibujar tal cual algunos lugares como esquinas, calles y casas específicas, aunque también nos tomamos ciertas licencias e hicimos algunos cambios. Como esta película trata el tema de la memoria, nosotros quisimos hacerle un homenaje a nuestra ciudad.

El libro de Lila, Marcela Rincón, San Antonio, Cali

Las calles de San Antonio en El libro de Lila

El libro de Lila deja un mensaje sobre la importancia de que los niños se conecten con la naturaleza. ¿Por qué?
Creo que en la vida actual todos hemos perdido algo muy importante: sentirnos parte de lo que nos rodea. Ahora valoramos más un celular, un computador o un televisor, en lugar del aire o el agua que nos permiten vivir. Es importante volver la mirada a esas necesidades básicas y despertar en los niños esa sensibilidad. Si la valoración de la naturaleza ocupara otro lugar en la vida de todos, muchas cosas cambiarían en el mundo.

Lila y La Guardiana de la Memoria

Lila y La Guardiana de la Memoria

¿Por qué todos necesitamos una Guardiana de la Memoria?
La Guardiana de la Memoria nos lleva a reflexionar cosas muy importantes. En uno de sus diálogos dice: “Pero aquellos recuerdos que están tejidos con el hilo fino del amor, así duelan, hay que honrarlos por siempre”. Creo que  aprender de las experiencias y no olvidar lo que somos y deseamos,  es algo muy valioso. Sería un gran llamado de nuestros guardianes internos.

Quizá le interese: TERRY GILLIAM, EL FABRICANTE DE SUEÑOS

Editado por Daniela Reyes. 

 

THE END MAGAZINE