El quinto día del cada vez más lleno de estrellas Festival Internacional de cine de Venecia estuvo colmado de pesos pesados.

El gran evento de la jornada fue la ceremonia de honorífica Jaeger-LeCoultre al director británico Stephen Frears, quien estaba estrenando fuera de competencia su más reciente film, Victoria & Abdul. Frears fue catapultado a la fama cuando estrenó, en una edición de la Berlinale, su película My Beautiful Laundrette. En su haber también están los ejercicios de género como Dirty Pretty Things, los apasionados dramas The Queen y Dangerous Liaisons; sobresalen también Philomena y Prick Up Your Ears.

Su última película se exhibió temprano para la prensa y los calificativos de “crowdpleaser” no cesan. El film está protagonizado por Judi Dench, que encarna a la reina Victoria cuando establece una especial amistad con Abdul Karim, un dependiente gringo que cruza caminos con la reina. La película da brochazos al Brexit y a la islamofobia a través de una amistad dispareja e impensable.

Alberto Barbera, el director del Festival, ha dicho de Frears y su trabajo: “Prolífico e impredecible, ecléctico y provocativo. Junto con Ken Loach y Mike Leigh es uno de los exponentes más vibrantes y representativos del cine británico contemporáneo. A diferencia de muchos otros directores, no tiene miedo de parecer contradictorio: pasa despreocupadamente del realismo social de los años ochenta a las biografías, de las comedias a los dramas históricos, alternando películas británicas y americanas, producciones de bajo presupuesto y de alto presupuesto , el cine y la televisión, y cada vez que está a gusto. Este evidente contraste podría ser el aspecto más interesante de su obra, junto con sus cualidades universalmente reconocidas: una sensibilidad poco común en la forma en que dirige a sus actores; la capacidad de sacar el máximo provecho de su relación con autores famosos (Alan Bennet, Christopher Hampton, Hanif Kureishi, Nick Hornby) y su aparente modestia, que consiste en subordinar el estilo a las exigencias del material. Un gran narrador de historias con temas recurrentes”.

Venecia

Foto: AP/REX/. El equipo de Victoria And Abdul.

QUIZÁS LE INTERESE: EN VENECIA TODO ES RITMO Y VÉRTIGO. DÍA 4

La cuota italiana del Festival, Paolo Virzì, hizo su aparición con The Leisure Seeker (Ella & John), que participa en la competencia oficial y es candidata para llevarse el León de Oro. Virzì dirigió con éxito Il capitale umano y su película anterior, Locas de alegría (La pazza gioia), tuvo estreno comercial en Colombia.  El film que estrenó este domingo es la primera producción en inglés del director y cuenta con un elenco de primera: Helen Mirren y  Donald Sutherland. Un encantador relato de una pareja que lucha con el alzheimer y deciden hacer un último viaje a Disneylandia. Un melodrama hecho para apuntar al corazón.

 

venecia

Director y protagonistas de The Leisure Seeker.

Sin embargo, el titán de titanes que se dio cita y congregó a los cinéfilos más asiduos fue el mítico y prolífico Frederick Wiseman, reconocido documentalista celebrado por su auténtica capacidad de quitar el velo a las instituciones de Estados Unidos para exponer su funcionamiento más profundo y olvidado. EX LIBRIS – The New York Public Library, su más reciente película, se presentó a la prensa en la tarde veneciana y ha sido celebrada por la mayoría de los asistentes, declarándola como una indispensable película (y también la más política) del Festival.

venecia

Ex Libris

También se llevó a cabo la proyección de la copia restaurada de la maravillosa película del maestro Yasujiro Ozu, El sabor del té verde con arroz. Junto a ese festín cinéfilo la lista de películas habladas en español tuvo otro estreno: Los versos del olvido, de Alireza Khatami , que participa en la sección Orizzonti. Una odisea mágica que apunta a los sentidos del espectador, un posible viaje por los sueños. Esta película es una coproducción entre Francia, Chile y Alemania, el director es iraní y la película está hablada en español, protagonizada por Juan Margallo y Tomás del Estal.

QUIZÁS LE INTERESE: MATAR A JESÚS SE SUMA A LA CUOTA COLOMBIANA EN TORONTO

 

THE END MAGAZINE